TOMEMOS UNA TAZA DE CAFÉ Y CONVERSEMOS.


Hola cómo está tu alma hoy?


No hay nada más agradable que salir con un amigo o una amiga especial a tomarse un café, charlar un ratito y compartir las cosas de la vida. Verdad?


Hoy quiero invitarte a que nos tomemos un café y miremos cómo estás nuestras tazas…me gusta comparar la vida con una taza de café.


A veces vemos sólo vemos la parte de la taza que está vacía. Aquello que nos hace falta. Lo difícil que es la vida y lo incompletos que siempre parecemos estar.


A veces parece que la taza se ha roto por algún lado y por más que la intentamos llenar pareciera que no tiene cuando llenarse.


Sabes que en la cultura oriental tienen una costumbre de restaurar las tazas rotas? Para ello las sellan con oro. Y cuando terminan de restaurarlas quedan convertidas en hermosas y valiosas piezas llenas de oro y figuras decorativas.


A veces no sólo queremos tener una taza, sino que queremos tener un juego de tazas completo y ninguna se llena.


Cuando salgo a compartir una taza de café con alguna persona, o cuando la invito a mi casa a tomarnos un café; me gusta aportar oro a sus tazas rotas. Y con esto me refiero a

EL ALMA.


De una u otra manera, nuestra alma se ha roto; alguien la ha roto en mil pedazos y muy pocas veces nos damos cuenta que hemos vamos por la vida vertiendo en ella, muchas otras cosas que se derraman a través de las grietas que quedan entre los pedazos rotos.

Es por esta razón que no somos conscientes de los vacíos que hay nuestra alma. Y queremos llenarla de alguna manera con cosas materiales, con relaciones y relaciones y con miles de cosas externas a nosotros mismos.


Pero como el más sabio alquimista, el oro siempre está dentro de ti mismo; es decir, el alma se restaura en manos de quien la creó. El deposita su oro en ella y va restaurando poco a poco hasta que deja la mejor versión de la misma taza.


Si en algún momento te detienes a ver cuan rota está tu alma, entonces vas a poder ser consciente de cuánto energía pierdes en tratar de verter en ella mas y mas y nunca sentirte realmente pleno.


LA PAZ INTERIOR es un estado de PLENITUD DEL ALMA, a pesar de las cicatrices, es ese momento en la vida donde puedes ver el oro entre ellas y puedes decir que todo, absolutamente todo lo que te ha sucedido en la vida ha sido para bien.

En el siguiente Podcast te dejo una hermosa reflexión para que te preguntes CÓMO ESTÁ TU TAZA HOY?


Y si en algún momento quieres darle una revisadita a tu taza, pues tomemos un cafe y conversemos; quizá puedas en un proceso de Sanidad Interior encontrar esa SALUD INTEGRAL a tu Mente, Cuerpo y Alma. Es sencillamente cuestión de decir SI!


con amor

MARIA CAROLINA ALBAN.

info@mcalban.com

Whastapp.





0 views

ÚNETE A MI COMUNIDAD Y ENCUENTRA 

HERRAMIENTAS PARA SANAR TU ALMA

© 2020 McAlban Productions All Rigth Reserved

0